viernes, 15 de agosto de 2014

BORRICOS RESFRIADOS

Imagen de www.rpp.com.pe



Por Antonio Moreno Ruiz 

Historiador y escritor



Ayer vi en Tve Internacional un reportaje sobre gitanos españoles en Buenos Aires, la flamante capital de la Argentina. Y la mayoría de los que salían en el reportaje dizque viven del “flamenco”. ¿Flamenco? (1) ¡Je! La mayoría, por su forma de hablar, eran madrileños. Cuando los escuché cantar, parecían borricos resfriados, moda que se instaló gracias a los malos imitadores de Camarón de la Isla QEPD. (2) Y encima, "fusionando" con ritmos que ni van ni vienen a esta música tan rica, herencia de una alquimia romántica donde se amalgamó lo oriental, lo barroco y lo hispanoamericano. No pocos con un discurso victimista-racistoide y la gran mayoría, de la iglesia evangélica de Filadelfia. Toma ya, casticismo puro... ¿Esto es la “marca España”?

Y luego promocionan al también madrileño Diego el Cigala por Hispanoamérica como “el mejor cantaor”… No “uno de los mejores”, no, “el mejor”. Vamos, que canta mejor que Arcángel, por ejemplo. Hombre claro… Y buen ejemplo que da el muchacho cuando sale en la televisión…


Imagen de es-es.facebook.com



Y bueno, cómo gusta esa etiqueta de "marginalidad"... Y yo me pregunto: ¿En qué les beneficia eso? O ya puestos, ¿desde cuándo han sido marginales las familias gitanas de toda la vida de Utrera, Écija, Triana, Calañas, Jerez de la Frontera, Granada y etc.? No nos engañemos, porque estamos ante una enésima impostura. Buena parte del pueblo calé siempre ha sido gente tradicional y de orden. Y no sólo en Andalucía: No olvidemos que al santo Pelé (aragonés) lo mataron los milicianos rojos por defender a ultranza la fe católica.


Imagen de gitanosconmayusculas.blogspot.com



Y otra cosa:  ¡qué tienen que ver esas voces aguardentosas y artificiosas, y esas palmas que más que palmas parecen garrotazos, con cantaores de la talla de la Niña de los Peines, el Gloria, Antonio Mairena, Manolo Caracol (3), Perrate de Utrera y tantos otros cantaores gitanos que han engrandecido el flamenco?


En fin: Fraude. El flamenco, en puridad,  es una música que se gestó en Andalucía gracias a la maestría de Silverio Franconetti como molde musical cuasi absoluto; ramificándose a posteriori (y lógicamente) por Extremadura y Murcia. Si no se ha nacido/criado en el sur, lo que se puede dar es un "flamenco aprendido", lejano a su natural estructura fonético-poética, que de "pureza" tiene lo mismo que yo entendedor de coleópteros. El flamenco no es exclusivamente gitano ni nunca lo ha sido: El gitano que canta bien (que los hay, y muy buenos) lo hace a fuer de artista y andaluz, y no por esoterismos de cuevas escondidas ni historias chinas.

¡Basta ya de estereotipos estafadores, y encima promocionados por la televisión estatal!




(1) Véanse:

CONFERENCIA "LA HERENCIA HISPANOAMERICANA EN EL FL...



(2) Que conste que no es una crítica a Camarón, el cual, como todos los genios, fue innovador a la vez que se nutrió de la tradición. No, la crítica no es por él, sino por muchos que pretenden imitarlo, obteniendo pésimos resultados.


(3) Como curiosidad, valga decir que Caracol no era gitano puro, sino mestizo. Medio montañés, concretamente. Véase: A propósito de su centenario. ¿Era gitano Manolo Caracol?

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada